Varias investigaciones demuestran que muchos de los prejuicios en la sociedad se rehúndan en el desconocimiento acerca de aquello que las personas con discapacidad pueden realizar y también sobre cuáles son sus necesidades.

Para eliminar estos prejuicios, es necesario saber los siguientes principios:

  • Adoptar una mentalidad positiva al tratar con personas con discapacidad, es decir, ver en ellos lo que tienen y no lo que les falta.
  • Intentar ponerse en su lugar, comprenderlos y respetarlos.
  • Tener tolerancia.
  • No ayudarles sin consultar antes. La ayuda “impuesta” puede herir y sentirse como un desprecio. Hay que preguntar con naturalidad si desean ayuda y cómo se les puede brindar.
  • En ningún caso pronunciar frases compasivas sobre su estado o sentir lástima por ello.
  • No dirigirse al acompañante de la persona con discapacidad a menos que él no pueda seguir la conversación. Esta es una actitud de marginación que puede lastimarlos profundamente.

 

¿Tienes una discapacidad? Duplicamos tus oportunidades laborales de conseguir empleo

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad