Skip to Content

Blog Archives

¿Discapacitado, minusválido, capacidades diferentes o persona con discapacidad?

A menudo nos preguntan cual es la forma correcta para referirnos a una persona que posee una discapacidad. Los términos más comunes sobre los cuales surgen dudas son “discapacitado”, “minusválido”, “persona con capacidades diferentes” o “persona con discapacidad”.

Compartir
25 0 Continue Reading →

uSound, una app que democratiza los audífonos

Un grupo de estudiantes argentinos de ingeniería, más precisamente de la provincia de Jujuy, desarrolló la aplicación móvil uSound, una invención sumamente innovadora que promete sumar fuerzas para mejorar la calidad de vida de las personas que conviven con deficiencias auditivas.

La funcionalidad de uSound consiste en transformar un teléfono móvil o smartphone en un potente audífono. De esta manera, se estaría logrando una solución sumamente económica para las personas con problemas de audición. “Sólo una de cada 40 personas hipoacúsicas puede acceder al equipamiento médico necesario para disminuir sus problemas”, explica Ezequiel Escobar, uno de los fundadores de la Startup.

La idea de la aplicación surgió a partir de una experiencia cotidiana del grupo de emprendedores, pues un compañero facultad debió abandonar la carrera porque no escuchaba bien, y cuando no lograba ubicarse cerca del profesor perdía la clase. “Con uSound, por ejemplo, una persona hipoacúsica puede colocar el teléfono celular en el escritorio del profesor y, no importa a qué distancia se coloque, con unos auriculares Bluetooth puede escuchar perfectamente”, afirmó Escobar.

El costo de la aplicación, que actualmente funciona en dispositivos con sistema operativo Android es de 2,5 dólares mensuales o 30 dólares anuales y está disponible en la tienda Google. Durante el periodo de prueba tuvieron más de tres mil descargas provenientes de Argentina, Brasil, España y Estados Unidos, entre otros países.

Compartir
1 0 Continue Reading →

Estudiantes diseñan un robot de U$S260 que ayuda a personas con discapacidad

Afortunadamente, cada día somos testigos de cómo las innovaciones de las nuevas generaciones de emprendedores tienen un claro enfoque social que busca mejorar la calidad de vida de distintos sectores de la comunidad. En este caso, tres jóvenes oriundos de Marruecos, estudiantes de la Escuela de Ingeniería de Rabat, han creado un robot que puede manejarse con los ojos con el fin de ayudar a las personas discapacitadas a llevar a cabo sus tareas cotidianas con mayor fluidez.

Este robot, conocido ahora como “Red Silence”, se apoya en una pequeña plataforma rodante y funciona con el movimiento de los ojos o con el simple parpadeo. De esta manera, realizará  acciones simples como cerrar ventanas, apagar la luz, actividades relacionadas a la alimentación, entre otras cosas.  La invención también permitirá a las personas con discapacidad establecer contacto con sus familiares a través de una opción de control conectada a Internet.

A priori se podría estimar que este robot tiene un costo muy alto. Sin embargo, los gastos de invención del robot no superaron los U$S260, lo que lo convierte en una invención sumamente accesible con un precio inferior a gadgets muy consumidos como smartphones o notebooks. Los promotores de este invento, los jóvenes Yasin Munir, Dris Amrani e Hicham Buchiji, aspiran a comercializar unas 500 unidades en el mercado marroquí para ayudar a los discapacitados.

Compartir
2 0 Continue Reading →

La historia de Marla Runyan

Marla Runyan es la primera atleta paralímpica que participó en unos Juegos Olímpicos. La vida de Marla transcurrió con total normalidad hasta los nueve años, ocasión en la que le diagnosticaron la enfermedad de Stargardt. Esta afección llevaría a que Marla viera su entorno muy borroso, convirtiéndola en parcialmente ciega. Desde ese momento, Marla se propuso buscar actividades que demostraran a los demás que ella podía destacarse en cualquier actividad, sin importar su discapacidad.

Luego de intentar con el fútbol y el violín, dio con el atletismo. Mucho entrenamiento duró la llevó a los Juegos Paralímpicos de Barcelona 1992, donde se colgó nada menos que cuatro medallas de oro. En Atlanta 1996 también tendría una actuación destacadísima, cosechando otro oro y una medalla de plata.

De todas maneras, Marla siempre tuvo como objetivo dejar los deportes paralímpicos para participar en competiciones como los Juegos Panamericanos o las Olimpíadas. Siempre estaban presentes algunas lesiones que ponían un manto de duda sobre la posibilidad de cumplir su sueño.

A base de mucho trabajo y sacrificio consiguió un lugar en los Juegos Panamericanos de 1999, donde ganó el primer lugar en la carrera de 1.500 metros y el respeto y reconocimiento de sus colegas y periodistas. Esta destacada actuación la llevó a cumplir su gran sueño: competir en las Olimpíadas de Sidney 2000, donde se hizo un lugar en la final de 1.500 metros, culminando finalmente en la octava posición.

“Corro, sin ver más que la pista despejada justo delante de mí. No sé cuántas corredoras tengo delante o detrás. El grupo de competidoras es un ser multicolor. Siento la suave curva que indica el indicio de los últimos 200 metros y el sprint final. Ahora estoy compitiendo contra personas individuales pero ¿quiénes son? ¡Y qué más da! Saber sus nombres no me va a facilitar ganarles”.

Sin duda, la historia de Marla es un gran motivador para todos aquellos deportistas discapacitados que estén luchando por ganarse su lugar.

Compartir
1 0 Continue Reading →

La historia de Marla Runyan

Marla Runyan es la primera atleta paralímpica que participó en unos Juegos Olímpicos. La vida de Marla transcurrió con total normalidad hasta los nueve años, ocasión en la que le diagnosticaron la enfermedad de Stargardt. Esta afección llevaría a que Marla viera su entorno muy borroso, convirtiéndola en parcialmente ciega. Desde ese momento, Marla se propuso buscar actividades que demostraran a los demás que ella podía destacarse en cualquier actividad, sin importar su discapacidad.

Luego de intentar con el fútbol y el violín, dio con el atletismo. Mucho entrenamiento duró la llevó a los Juegos Paralímpicos de Barcelona 1992, donde se colgó nada menos que cuatro medallas de oro. En Atlanta 1996 también tendría una actuación destacadísima, cosechando otro oro y una medalla de plata.

De todas maneras, Marla siempre tuvo como objetivo dejar los deportes paralímpicos para participar en competiciones como los Juegos Panamericanos o las Olimpíadas. Siempre estaban presentes algunas lesiones que ponían un manto de duda sobre la posibilidad de cumplir su sueño.

A base de mucho trabajo y sacrificio consiguió un lugar en los Juegos Panamericanos de 1999, donde ganó el primer lugar en la carrera de 1.500 metros y el respeto y reconocimiento de sus colegas y periodistas. Esta destacada actuación la llevó a cumplir su gran sueño: competir en las Olimpíadas de Sidney 2000, donde se hizo un lugar en la final de 1.500 metros, culminando finalmente en la octava posición.

“Corro, sin ver más que la pista despejada justo delante de mí. No sé cuántas corredoras tengo delante o detrás. El grupo de competidoras es un ser multicolor. Siento la suave curva que indica el indicio de los últimos 200 metros y el sprint final. Ahora estoy compitiendo contra personas individuales pero ¿quiénes son? ¡Y qué más da! Saber sus nombres no me va a facilitar ganarles”.

Sin duda, la historia de Marla es un gran motivador para todos aquellos deportistas discapacitados que estén luchando por ganarse su lugar.

 

Compartir
0 0 Continue Reading →
Close