Discapacidad e Internet

La típica pregunta que nos hacemos siempre: ¿qué haríamos sin internet?

Pensar que en la época de antes, para las personas con discapacidad  era muy difícil buscar trabajo.  Era muy frustrante. Las empresas no sabían que hacer o se rehusaban a hacer contacto, había muchos obstáculos, barreras que los detenían. Para las empresas era muy difícil buscar información sobre qué hacer a la hora de contratar a una persona con discapacidad, y era un tabú, pensaban que “la discapacidad es una enfermedad y no podían trabajar”

Gracias a la existencia del Internet, cambió el destino de las personas con discapacidad. Hay una sociedad más inclusiva y más abierta gracias a la información que brinda Internet.

La creación del Internet fue muy positivo, ya que las personas con discapacidad auditiva pueden participar en la sociedad a través de la comunicación escrita, las personas con discapacidad motriz pueden trabajar desde sus casas tranquilamente a través del Internet sin poder sufrir los obstáculos que brinda el espacio urbano, las personas con discapacidad visual pueden navegar por Internet a través de programas diseñados especialmente para ellos.

Entonces llegamos a la conclusión, que todas las personas con discapacidad están incluidos a través del “mundo virtual” e incrementa su participación en la sociedad. Pero la tasa de desempleo era muy alta y todavía lo sigue siendo, pero lo que sí cambió fue el empleo inclusivo para las personas con discapacidad, gracias a Internet.

Reformulemos la pregunta: ¿qué haríamos sin Internet?

Compartir