Los problemas de Aprendizaje en Aula o también conocidos como Dificultades Específicas de Aprendizaje (DEA)…

remontan de varios años atrás. Sin embargo, es de forma relativamente reciente toda la información que se está recabando sobre esto, desde la propia definición, las características, los tipos, su tratamiento, entre otras cosas. 

La Fundación Adana define los trastornos de aprendizaje, denominadas también Dificultades Específicas de Aprendizaje (DEA), como “una dificultad inesperada, específica y persistente para la adquisición de un aprendizaje pese a una instrucción convencional, nivel de inteligencia y oportunidades socioculturales adecuadas” (Tiching Blog: El Blog de Educación y TIC; 21 de febrero del 2018). Estas dificultades son intrínsecas a los alumnos y alumnas, además de que no tienen relación alguna con su nivel de inteligencia. 

Las DEA se caracterizan por existir una gran variedad de estas, dentro de las cuales podemos encontrar dislexia, disgrafía, discalculia, Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH), dispraxia, Trastorno del Espectro Autista y por último Discapacidad Intelectual. A menudo, los niños y niñas tienen más de un tipo de problema de Aprendizaje en Aula, lo cual resulta aún más difícil para ellos el aprendizaje.

Por lo general, todos los tipos de DEA tienen la misma causa de origen. Estas se encuentran presentes desde el nacimiento o desde muy temprana edad, como es el caso del Trastorno del Espectro Autista. Algunos de los factores que pueden contribuir al desarrollo de los trastornos mencionados anteriormente son la “genética, la exposición a sustancias en el ambiente (como el plomo) y problemas durante el embarazo (como por ejemplo abuso de sustancias durante el mismo)” (Medline Plus, S.F).

Los problemas de aprendizaje en aula no se logran diagnosticar hasta que el niño o niña comienza el proceso escolar, en el cual comienzan a tener dificultades en el aprendizaje, momento en el cual se habla con el/la Profesor/a Jefe, para después realizar una evaluación detallada, la cual puede incluir un “examen médico, conversar sobre la historia familiar y pruebas de rendimiento intelectual y escolar” (Medline Plus, S.F). Una vez realizada esta evaluación, por lo general se tiende derivar a un médico neurólogo, ya que nos encontramos en una sociedad en la que los medicamentos es la mejor forma de ayudar a estos niños y niñas. 

Sin embargo, con el paso de los años, mejores conocimientos y mayores avances, se ha ido demostrando que el uso de medicamentos no es el mejor tratamiento para las DEA, si no que otros tipos de tratamientos, como lo es la Terapia Ocupacional, ya que con esta se buscan nuevas formas, menos invasivas de ayudar a las niñas y niños que presentan un diagnóstico de DEA, con el fin de lograr una mejor inserción escolar y previamente una mejor inserción al mundo laboral. 

Por último, cabe destacar que a continuación se dará a conocer con mayor detalle cada uno de los tipos de DEA, sus síntomas, y la mirada desde la Terapia Ocupacional, es decir, cual es el trabajo de la Terapia Ocupacional con las niñas y niños que presentan algunos de estos diagnósticos.

TIPOS

Dentro de los Problemas de Aprendizaje en Aula o Dificultades Específicas de Aprendizaje (DEA) se pueden encontrar variados tipos, dentro de los cuales hay unos más conocidos que otros, es decir, se conocen más personas con este tipo de diagnóstico en específico. 

Dislexiala dislexia se caracteriza por la dificultad para leer. Cuando los niños y niñas se encuentran en el proceso de aprender a leer y escribir, es común que confundan algunas letras y números, como por ejemplo la letra “b” con la letra “d” o el número “6” con el número “9”. Sin embargo, cuando este problema persiste, como es en el caso de los niños y niñas que presentan dislexia, los problemas de lectura y escritura se hacen mayores. 

Disgrafíaes definida como la “dificultad para escribir, como resultado de la dislexia, de una coordinación motora deficiente o de problemas para interpretar el espacio” (Healthy Children; 10 de marzo del 2017). Por lo general esto se manifiesta en la escritura, ya que es ilegible o tendrá palabras mal escritas. 

Discalculiase define como la dificultad para realizar cálculos matemáticos, incluso cálculos básicos.

Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH) es una “afección crónica que se presenta desde la niñez y persiste hasta la adultez, el cual se caracteriza por presentar síntomas como dificultad para mantener la atención, hiperactividad, comportamiento impulsivo, dificultad para centrarse en una sola tarea, dificultad para finalizar las tareas, entre otras cosas (Mayo Clinic, S.F).

Dispraxia → “es una de las dificultades más frecuentes y menos diagnosticadas. Este trastorno se caracteriza por una baja organización del movimiento, por lo que implica que los niños y niñas que tengan dispraxia deben esforzarse mucho más con las tareas relacionadas al movimiento, las cuales deberían realizarse de forma automática sin mayores dificultades, sin prestar atención y con plena eficacia” (Tiching Blog, 21 de febrero del 2018).

Trastorno del Espectro Autista (TEA)el TEA por lo general se presenta desde temprana edad y persiste hasta la edad adulta. Los síntomas más comunes son hipersensibilidad a imágenes, sonidos y texturas, dificultades para adaptarse al cambio, tienen una rutina diaria, entre otras cosas (Healthy Children, 10 de marzo del 2017).

Discapacidad Intelectual Estos niños y niñas presentan dificultades en el ámbito de la memoria, destrezas para resolver problemas, pensamiento lógico, percepción y el margen de atención (Healthy Children, 10 de marzo del 2017).

Como se puede visualizar por todo lo mencionado anteriormente, son muchos los tipos de Problemas de Aprendizaje en el Aula o también conocidos como Dificultades Específicas de Aprendizaje (DEA) que existe, y aún así queda mucho camino por recorrer en el ámbito de mayor conocimiento sobre estas. Tanto en lo que son, su forma de diagnosticarlas, y sus posibles tratamientos, ya que todavía los niños y niñas se encuentran insertos en una sociedad en la que la primera opción de tratamiento son los medicamentos, debido a que se podría decir que es el camino más fácil y rápido de conseguir resultados.

Desde la Terapia Ocupacional

En la actualidad, como se han mencionado en los artículos anteriores, el tratamiento que se tiende a dar es el farmacológico, lo cual cada día es lo menos recomendado y lo menos querido por los propios padres y niños, por lo que buscan segundas opiniones y optan por lo que les ofrece la Terapia Ocupacional. 

Desde una mirada de la Terapia Ocupacional existen variadas formas de tratar las distintas formas de dificultades específicas de aprendizajes en el aula, las cuales todas tienen en común trabajar en conjunto con el niño y/o niña, es decir, es visto como una persona con derechos y no solo como un objeto. Dentro de las formas de ayudar a los niños y niñas que presentan estas dificultades, tenemos la Educación Especial, la cual consiste en un profesor u otro especialista del aprendizaje puede ayudar a su hijo a aprender a enfocarse en sus puntos fuertes y encontrar formas de compensar sus puntos débiles. Los educadores pueden ofrecer métodos especiales de enseñanza, realizar cambios en el aula o utilizar tecnologías que pueden ayudar a las necesidades de aprendizaje de su hijo. En ocasiones, los tutores o terapeutas del habla o del lenguaje también trabajan con los niños (Medline Plus, S.F).

Como se mencionó en los artículos anteriores, dentro de los tipos de Dificultades de Aprendizaje se puede encontrar el Trastorno de Déficit Atencional con Hiperactividad (TDAH), el cual se caracterizaba por presentar síntomas como la “falta de atención, hiperactividad, impulsividad, conductas agresivas, baja autoestima, frustración, entre otras” (Terapia Ocupacional para todos, 15 de julio de 2018). En este tipo de trastorno la Terapia Ocupacional tiene un papel muy importante, ya que estos niños y niñas “tienen su autonomía muy afectada tanto en su vida diaria, como en el colegio, en su propia casa, o con los amigos. En las actividades de la vida diaria pueden presentar dificultades al momento de vestirse, la higiene, la conducta y el cumplimiento de las normas dentro del hogar, en el deporte, en el juego social con otros niños, entre otras cosas” (Terapia Ocupacional para todos, 15 de julio de 2018). 

Por lo mencionado anteriormente, es que desde la Terapia Ocupacional se buscar trabajar de una manera integral con estos niños/niñas y sus familias, con el fin de incluir a las familias a las terapias y así ir enseñando, mostrando cada avance que va teniendo el hijo/a y las cosas que pueden realizar en sus casas para seguir progresando.

Finalmente, una de las formas en las que trabaja la Terapia Ocupacional es la propia autorregulación en los niños y niñas con Trastorno del Déficit de Atención e Hiperactividad. Esta ayuda técnica consiste en un elástico que se pone a los pies del niño y/o niña con el fin de mantenerlos el mayor tiempo sentados mientras realizan una tarea, pero al mismo tiempo realizando otro tipo de actividad con sus pies, para así canalizar su energía, hiperactividad en lo que se encuentra en sus pies y no en lo que está a su alrededor, con el fin de lograr que finalice la tarea asignada por la Profesora o Profesor. 

 

Referencia Bibliográfica: