Una buena estrategia es continuar con el proceso, pero sumando algunos puntos extras a tu perfil profesional:

1-Realiza algún curso vinculado a actualización de conocimientos informáticos. El abanico es amplio, elegí uno de acuerdo a tus intereses y formación. Algunas temáticas: diseño web y herramientas de diseño gráfico como photoshop e illustrator. Si tu curiosidad va por el lado de desarrollo de software, hace uno sobre programación.

2- Anotate en un curso para aprender un nuevo dialecto así podrás agregarlo a tu cv. Si ya posees conocimiento sobre uno, reforzalo con el área en el que estés más flojo: conversación, redacción o comprensión.

3-Definí, en forma clara, tu objetivo laboral. Asentalo en tu curriculum. El empleador necesita saber qué tienes para ofrecer. ¿Cuáles son tus fortalezas?, ¿Qué es lo que haces muy bien y han admirado en antiguos trabajos? 

Compartir