Para  trabajar con personas autistas, hay que tener en cuenta todo lo que implica su condición de vida, ya que los síntomas pueden agudizarse en la adultez o aparecer conductas desafiantes ante ciertas situaciones, para ello se deben emplear varias estrategias como las siguientes:

  • Estructurar bien el entorno:

Lo primero que hay que fomentar es la adaptación de la persona, de acuerdo a las actividades que va a realizar. Por este motivo, hay que estructurar el ambiente con distintos materiales, dependiendo de las tareas que se vayan a desarrollar. Por ejemplo, en el área del comedor se puede colocar la vajilla sobre la mesa, antes de que la persona entre.

Leer más →

Compartir